A veces es mejor decir “no”
Decimos a todo que sí. Todo es lo mejor de lo mejor, vivimos nuestras vidas al máximo y todo el mundo recibe un premio. ¿En qué se resume todo esto? En un mundo agitado de positividad agradable y confusa, donde el sentimiento aceptado se limita a un “sí”, seguido, supongo, de un coro animado de entusiasmo. Un mundo en el cual la desaprobación total significa correr el riesgo de que te persigan cual envidioso o criatura sobrenatural.

La cultura del “sí” está basada en el miedo
Son muchas las personas que temen que decir “no” pueda dar a entender que son poco útiles, poco dispuestos o malos jugadores. Temen que les tachen de negativos o que un “no” cierre, en vez de abrir, oportunidades.

Un “no” rechaza la causa perdida de la saturación terminal y busca a cambio nuevas herramientas de fidelización.

Sin embargo, reformule la ecuación, y empezará a considerar un “no” como una respuesta poderosa. Al rechazar trabajos que no se ajustan a la cooperación, el “no” ayuda a definir y personalizar sus operaciones a fin de diferenciar su nicho. Esto libera ancho de banda para clientes que valoran su conocimiento. Esto le permite centrarse en tareas estratégicas importantes en lugar de la infinidad de distracciones que acaban en su escritorio.

Cómo decir “no” a los supuestos
El “no” pone cabeza abajo las verdades aceptadas. Piense en el “no” del licenciado en practicas que logra cambios beneficiosos en un proceso diseñado en los días análogos de 1998. El “no” que lleva de vuelta a la última advertencia de conformidad que comprometerá su oferta. Y el “no” que insiste en incluir una función de chat en vivo en el sitio web para mostrar al cliente que está verdaderamente interesado en ayudarle con su compra.

En el mercado de los seguros de vida, decir “no” a los supuestos significa poner en entredicho el concepto de que la saturación limita el potencial de crecimiento. Un “no” rechaza la causa perdida de la saturación terminal, buscando a cambio herramientas de fidelización, un mejor análisis de datos para desarrollar conocimientos relevantes, modificaciones creativas y del producto a fin de resucitar las listas agotadas y fortalecer modelos predictivos que tengan en cuenta tanto la tendencia a comprar como la tendencia a cancelar. Acciones positivas que desbloqueen el valor potencial y permitan el crecimiento.